El marisco, protagonista en Nochevieja

En: Recetas con Mariscos El: Comentario: 0 Compartido: 228

Sencillos consejos para preparar el marisco

El marisco es el producto estrella de los menús de Nochevieja y hoy le mostramos algunos consejos para prepararlos.

Puede pedirlos a través de nuestra tienda online de marisco www.mariscosanamar.com y si los solicita antes de las 17.00 horas de este sábado, los puede recibir el día 31 por la mañana, para que su cena de Nochevieja sea ¡perfecta!

Y estos son los sencillos consejos para tratar el marisco antes de cocinarlo como haya elegido.

Gambas y langostinos

Su preparación apenas dura unos cinco minutos. Consiste en cocerlos en agua con sal. Si son congelados, hay que descongelarlos. Para ello, ponga agua en un cazo con un poco de sal y cuando el agua comience a hervir, añada las gambas o los langostinos y espere a que haga un segundo hervor. Retire del fuego y deje reposar unos minutos. Después, escúrralos.

Para piezas más grandes, como el bogavante o la langosta, deberemos cocerlos hasta 25 minutos, en un recipiente que cubra la pieza, y si es con agua de mar, mejor. Para cocer el centollo es importante que cuente con todas sus patas, para que el interior no pierda su sustancia.

Marisco vivo

Si el marisco todavía está vivo, lo primero es dejarlos en agua fría y posteriormente ponerlos a fuego lento para que conserven toda su sustancia. Hay que tener en cuenta que el tiempo de cocción comienza cuando el agua empieza a hervir.

En el caso de que sean animales no vivos, hay que meterlos en agua hirviendo directamente. El tiempo de cocción comienza cuando el agua hierve de nuevo después de unos minutos al fuego.

El truco del buen chef está en cortar la cocción introduciendo rápidamente las piezas en agua muy fría, o incluso mejor con hielo.

Los mejillones

Limpie los mejillones, ponga agua en una cazuela con una hoja de laurel y cuando llegue a hervir, añada los mejillones. Tápelos hasta que se abran y retírelos del fuego. Si alguno no se abre, deséchelo.

Las almejas

Limpie las almejas y espolvoree sobre ellas un puñado de sal gorda. Déjelas cubiertas con agua fría al menos una hora. Para saber si aún alguna está viva, de un golpecito en la concha de la que esté entreabierta, si se cierra de forma inmediata, significa que aún lo está.

Las ostras

Escáldelas ligeramente y después introdúzcalas en agua con hielo para que se abran.

Seguro que ya ha preparado muchas veces piezas de marisco para sus ricos menús de Nochevieja, pero no está de más repasar algunos detalles. ¡Esperamos que le resulten útiles!

Comentarios

Deja tu comentario